viajando por el mundo


Viajar es una de mis top 5 pasiones. Cuando viajo me lo disfruto todo… los mostradores de las líneas aéreas, caminatas por los largos pasillos de los aeropuertos, las esperas en las Puertas de Embarque, los aviones, el servicio abordo, y mis compañeros de asientos….  Mi amiga Angie, solía hacer broma de mi capacidad de conversar con desconocidos y hacer amigos durante mis vuelos. El trayecto de 11 horas y 45 minutos en la fabulosa línea Emirates, desde NYC a Dubai, no fue la excepción.  Mi nuevo amigo es un señor hindú de 80 años, se llama Krishnamurthy Yaddanapudi!  Guay…cuanta sabiduría!  Lo que aprendí de este señor en un vuelo cuyas horas parecieron transcurrir muy brevemente con tan buena compañía.  El don está enterito a su edad octogenaria, y muy orgulloso de ello!  Viudo desde hace 8 años se cocina su propia comida y no se fía de andar comiendo por la calle.   Por lo visto tuvo una mujer con la que estableció una de esas relaciones que todos quisiéramos tener donde reinaba la comprensión y la armonía.  La doña quien padeció por 3 años de insuficiencia renal hasta que dicha enfermedad la llevó a la muerte, se preocupó de escribirle un diario a su familia (esposo y 4 hijos) donde les dejó como legado todas las recetas de las comida que como buena cocinera de la comida tradicional hindú les hubiera cocinado por toda una vida.  Se preocupó por dejar 5 copias.  Una copia para cada miembro de la familia.   Excelente muestras de abnegación!! Una historia que disfruté mientras continuaba a hacer lo que amo (Conocer gente durante mis viajes, y hacerme amiguita de mis compañeros de vuelo), fue cuando Mr. Krishnamurthy me contó como arregló el matrimonio de su hijo.   Quizás total ignorancia de mi parte, pero yo me imaginaba que esos matrimonios arreglados eran una total arbitrariedad y que no era posible que a estas alturas de la vida, todavía hubiese gente que se casa con alguien a quienes sus padres escogieron para él o ella.  Ahora tengo la visión de un padre que se dedicó a este tema con mucho amor y cuidado, porque lo que buscaba en todo momento era el perfecto match que le asegurara la felicidad de su hijo.  Los hijos a su vez, confían en sus padres, pues han crecido en una relación estable también resultado de una arreglo preestablecido, donde les educaron con amor y con la certeza y reafirmación que todos los conceptos que le han inculcado sus padres es para que puedan vivir una vida digna, respetable y feliz.  El tema de escoger a la novia es todo una engranaje.  Resulta que esta gente cree mucho en la astrología, y por lo visto hay agencias que reciben candidaturas de chicas y chicos que buscan con quien comprometerse, y programas y aplicaciones que les calculan los horóscopos de nacimiento de estas personas.   Así que el padre se dispuso a hacer una primera selección considerando idioma (que hablara el mismo que su hijo – hay 22 idiomas nacionales en la India), estatura (su hijo mide 6.2mts), y región de proveniencia de la chica.  Con esto en consideración escogió 60 mujeres.   Con todos los datos precisos de nacimiento se dispuso a introducirlos en un programa que le revelaría los datos astrológicos de nacimiento de estas chicas.  Con los 60 resultados se dirigió a un astrólogo, quien al comparar los datos con los datos de su hijo, descartó de plano 50 mujeres y le dejó con 10.    Con estas 10 se ayudó de la única hija que aún le queda en la India (2 chicas y el chico viven y trabajan en los EEUU), y redujeron esa lista de 10 a 3.  Me daba mucha risa porque él me contaba sus emociones en cada paso del proceso. 

Me decía… “imagínate que mi hijo me dijo que el no quería estar viendo a diferentes mujeres, que la que yo le presentara esa sería y ya.  Así que puedes entender la presión que sentía de escoger a la mujer correcta”.  Tenía que tomar en cuenta el carácter apacible de su hijo y buscar una mujer que fuera con este carácter… así que le pidió a su hija que conociera a las 3 mujeres.  Y entonces, recalcaba: “y bueno, también hay que ser delicado, no vas a molestar a la chica y luego a su familia dizque para que después sea rechazada.  Eso le causaría vergüenza y dolor y no se puede hacer.  “Así que de esas tres, escogimos una y entonces fui a conocer la familia”.  Por supuesto que ya había hecho una investigación previa de la familia.   La otra presión que él sentía en su misión de cupido, era que su hijo vive en los EEUU y no podía estarlo haciendo viajar en múltiples ocasiones por este tema.  Tenía que dedicarse 100% al proyecto cupido y dar con la chica ideal.   Aunque yo personalmente no creo en temas de horóscopo, respeto el amor y la dedicación con la que este padre emprendió este proyecto, en el cuál hubo en cada momento una intención marcada, asegurar que su hijo tuviera un matrimonio de amor y respeto como el que él también había tenido.  Admirable!! Otra cosa que me causó gracia, fue cuando Mr. Krishna, me preguntó si después del largo rato que teníamos conversando, yo le entendía lo que él hablaba, porque reconocía que los hindúes tienen un fuerte acento al hablar.  Tuve que confesarle que cuando vivía en Australia y llamaba al servicio telefónico de la línea aérea, colgaba el teléfono cuando caía en un call center de la India, por temor a no entender nada. Je je je!!!  Entonces me explicó que todo pasa por la naturaleza de su idioma.  Me comentó que el 75% de las palabras en su idioma salen del estómago, y que hay un montón de ejercicios en sus músculos estomacales para emitir esas palabras.  Ejercicios que además ayudan a tener una mejor digestión, y que mucho tienen que ver con ciertos alimentos que ingieren en su dieta acostumbrada.  El resto de las palabras me dice, se emiten un 15% con la lengua y un 10% de la caja de voz.  Por ende, cuando hablan el inglés lo hacen en la mayoría de los casos con su acostumbrados movimientos estomacales, reduciendo la inteligibilidad para los interlocutores.   Interesante!!! Frase que no olvidaré: “La mejor manera de acercarse a Dios es sirviendo a los pobres”. Curiosidad satisfecha:  Qué significa el puntito de color que llevan las mujeres hindúes en el entrecejo: “Que son casadas y que no debe vérseles con malicia." Que le garantiza su vigor: No bebo alcohol, como saludable, siempre a la misma hora, no me contamino con los medios de comunicación (sobretodo series violentas y noticiarios), y trato de vivir una vida de respeto, por los demás y por sí mismo." Linda experiencia, la de conocer a Mr. Krishna, que unida a la super atención de la línea aérea Emirates , hizo de este vuelo, uno más para recordar de tantos que he tenido la suerte de experimentar en la intención de vivir alineada a mi pasión #5.

No pude dejar de admirar los valores de Emirates, que aunque no conozco su cultura escrita, pude percibir en los dos vuelos que tomamos de esta línea.  Definitivamente promueven la diversidad y la integración, con un equipo de hermosas aeromozas de diversas culturas y caballeros de diferentes etnias.  Lo que me llegó a la mente cuando percibí esta hermosa diversidad fue:

Todos súper-amables y dispuestos a servir con una amplia sonrisa y una identificable sensación de pertenencia.   Por supuesto tuve que decírselo y felicitarles.  Una de las chicas que nos sirvió era española y nos contó que no tienen una tripulación fija.  Los cambian en cada vuelo y cada vez han de trabajar con un equipo diferente.  Quedó también evidenciado su marcada responsabilidad social corporativa, de la forma que supieron presentar su fundación y las causas que apoyan a través de la misma. Creo que con lo que percibe un cliente al abordar en esta línea, tienen mucho espacio para crecer comunicando de forma más contundente sus valores y su cultura, y sacarle mayor provecho, tanto en el marketing de la línea como en el marketing de la empresa como marca empleador.   No me cortaré de mandarles mi sugerencia pues creo que merece la pena. Hasta la próxima….

12 views
  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Instagram Icon
  • Black YouTube Icon
ContactO

C/Luis Desangles # 37

Evaristo Morales

Santo Domingo, R.D. 10147

​​

Tel: +1 809 299 2831

yira@yiravermenton.com

© 2017 by Life & Business Coach Yira Vermenton